Maduro habla con Castro antes de que llegue Obama

El presidente de Venezuela Nicolás Maduro, denuncia las acciones desestabilizadoras de EU hacia su país.

LA HABANA, CUBA (19/MAR/2016).- El presidente Nicolás Maduro se reunió este viernes con su par Raúl Castro en Cuba, su mayor aliado político en la crisis que enfrenta Venezuela, en vísperas de la histórica visita del mandatario estadounidense Barack Obama, a quien Caracas acusa de alentar el “golpismo”.

Maduro “enfrenta con valor, inteligencia” injerencia en los asuntos internos de Venezuela “como la arbitraria orden ejecutiva (de Obama), que califica injustificadamente a Venezuela como una amenaza” para la seguridad de Estados Unidos, según un decreto del Consejo de Estado de Cuba, que le concedió al presidente venezolano la Orden José Martí, la de mayor relieve en la isla.

Leído por su secretario, Homero Acosta, en presencia de Raúl Castro, el documento también denunció las “incesantes acciones desestabilizadoras y violentas de la oposición, incluyendo una brutal guerra económica y mediática, apoyada desde el exterior”

El presidente venezolano llegó a La Habana en la madrugada de este viernes acompañado por su esposa, la diputada venezolana Cilia Flores.

Maduro y Castro estuvieron presentes en en la firma del convenio anual de comercio y cooperación para 2016 y otros documentos que ratifican profundizar los vínculos económicos y de colaboración en áreas priorizadas.

También un proyecto integran para el enfrentamiento conjunto del zika, el dengue y chikunguña.

Maduro acusó a Obama esta semana de “dar luz verde” al golpismo en Venezuela.

En enero la oposición venezolana asumió la mayoría parlamentaria, por primera vez en 17 años de hegemonía chavista, y lanzó una estrategia combinada para acortar el período de Maduro que incluye un referendo revocatoria y movilizaciones.

En medio de la lucha de poderes, Obama renovó un decreto que considera a Venezuela como una “amenaza inusual y extraordinaria”, figura que empleó hace un año para imponer sanciones a funcionarios venezolanos señalados por Estados Unidos de cometer violaciones de derechos humanos.

Maduro ha repudiado en todos los tonos esa decisión y recabado el apoyo firme de Cuba, que en 2015 restableció relaciones diplomáticas con Estados Unidos tras más de medio siglo de enfrentamiento a la luz de la Guerra Fría.

En una declaración transmitida en vivo por la televisión cubana el jueves, el canciller cubano Bruno Rodríguez destacó que La Habana tiene “grandes diferencias” con Washington sobre Venezuela, y reiteró la “enfática, irrestricta y plena solidaridad” de su país con el gobierno de Maduro.

“Reiteraremos al gobierno de Estados Unidos nuestro reclamo de que aquella Orden Ejecutiva (13692 de Washington) recientemente renovada, que califica a Venezuela como una amenaza inusual y extraordinaria a la seguridad nacional de Estados Unidos, que no tiene justificación, que es arbitraria y agresiva, sea eliminada o abrogada”, apuntó Rodríguez.

Al mismo tiempo el canciller advirtió que Cuba no negociará con Estados Unidos ningún cambio en su política comunista por la visita de Obama, quien cuestionó hace poco la falta de libertades en la isla.

Obama, primer presidente de Estados Unidos que visitará Cuba en 88 años, llegará el domingo para una visita que se extenderá hasta el martes, y en la que tiene previsto hablar con Raúl Castro, pronunciar un discurso para los cubanos y reunirse con disidentes.

(El Informador)

Deja un comentario