Cómo lograr hablar con convicción

Consejos para hablar con convicción

Hablar con convicción implica expresarse de una manera auténtica y significativa para que los oyentes sean capaces de entender el mensaje y la sinceridad de la comunicación.

Hablar con convicción hace que sea más fácil persuadir a las personas, ya que es más probable que estén de acuerdo con una opinión o tomen una acción especial si confían en el mensajero. Diferentes personas pueden utilizar las técnicas de comunicación estratégica para aprender a hablar con convicción.

Instrucciones:

Debes creer en el mensaje que estas comunicando. Si esto no es posible, porque por ejemplo, alguien te ha asignado el tema de un discurso o estás participando en un debate, ensaya hasta que puedas convencer a otros de que realmente crees en lo que estás diciendo.

Usa un lenguaje corporal adecuado y has gestos con las manos al hablar. Trata de no cruzar los brazos o mirar hacia abajo ya que estos movimientos te harán parecer menos seguro y accesible.

Mira a los ojos cada vez que hables con ellos. Si con frecuencia, si apartas la mirada de tus oyentes, pueden tomar esto como una señal de que no eres sincero.

Proyecta la voz, enuncia tus palabras y usa oraciones declarativas al hablar. La gente tendrá confianza más fácilmente si hablas con confianza.

Asegúrate de que tu público ha recibido el mensaje que pretendes transmitir. Si es necesario, proporciona más información para aclarar tus puntos.
Consejos
Visualice videos de gente que habla con convicción. Barack Obama es un buen ejemplo.
Practice delante de conocidos, hablar con convicción en público es un don que se adquiere con la práctica.

Respete de los demás el derecho a pensar y sentir. Usted no tiene que estar de acuerdo con lo que alguien está diciendo, pero debería respetar la opinión de esa persona por ser tan válida como la suya.

En vez de hablar de una manera que insinúa que usted piensa que esa persona está mal o es inferior, trate de expresar diferencias de opinión en un tono calmado y racional.

En lugar de decir: “Eso es la más tonta idea que he oído hablar”, diga, “Yo sé lo que piensas, pero veo las cosas un poco diferente”, y continúe explicando su propia perspectiva.

La comunicación eficaz es posible sólo con una persona dispuesta a trabajar para una comunicación eficaz con usted.

Si se encuentra en una relación con una persona que se niega a respetar su derecho a tener sus propias opiniones, o que no se preocupa con el manejo de las diferencias de opinión de manera constructiva, tal vez sea hora de dejar esa relación.

María Martínez.Un cómo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *